Receta de Costillas De Cerdo Arvejadas

Receta Sinantomas

Aquí en Los Ángeles hace un invierno normal: 70 grados y soleado. Pero ya que la mayor parte del país está experimentando un clima invernal duro, pensé en compartir una receta de comida reconfortante. Esta receta de guisantes de ojo negro y costillas es muy sustanciosa.

Los frijoles de ojo negro son legumbres y sí, los frijoles de ojo negro son saludables. No sólo son una gran fuente de fibra y proteínas, sino que también son una buena fuente de carbohidratos complejos que proporcionan energía y pueden ayudar a perder peso.

Esta receta de frijoles de ojo negro se prepara mejor con frijoles de ojo negro secos. La mejor parte… ¡NO hay que remojarlos! Así es, después de enjuagar los guisantes de ojo negro, añádelos directamente a la olla de cocción lenta o Instant Pot. Puedes usar guisantes enlatados. Si decides usar guisantes enlatados, asegúrate de comprar suficientes. No es lo mismo 15 onzas de guisantes en conserva que 16 onzas de guisantes secos. Necesitarás al menos cuatro latas de 15 onzas de frijoles de ojo negro. Los frijoles de ojo negro en lata ya están cocidos, así que si los usas en lata, puedes reducir el tiempo de cocción en una hora para la olla de cocción lenta y 20 minutos para la olla instantánea. Además, si usas guisantes enlatados, escúrrelos y enjuágalos primero. Te sugiero que utilices guisantes secos.

Sinantomas na manok receta

¡Estas son las mejores costillas! La cocción lenta es nuestro secreto para conseguir unas costillas al horno que se caen del hueso. Algunas personas piensan que las costillas deben dejarse en manos de los “maestros del hoyo”, pero no es cierto. Hornear costillas es muy fácil. Todo lo que necesitas es tiempo – el 95% del tiempo de la receta es sentarse y relajarse mientras las costillas se hornean. ¡Vamos a hacerlo! Ir a la receta de costillas al horno

  Receta de Pierna de cerdo horneada

La mejor manera, a prueba de tontos, de asegurarse de que sus costillas se caigan del hueso es hornearlas, cubiertas, a baja temperatura en su horno. Nosotros horneamos nuestras costillas a 275° F durante dos o tres horas. Este sencillo método garantiza unas costillas tiernas.

Utilizamos una salsa similar cuando hacemos estas alitas de pollo a la barbacoa. También puede sazonar las costillas con su aliño BBQ favorito. En el vídeo, las costillas son sencillas y sólo utilizamos sal y pimienta, pero siempre se puede añadir más sabor con un aliño de especias.

Para obtener las costillas más tiernas, quitamos la fina membrana que cubre el costillar. Puede ser un poco dura cuando se cocina, y como nos encantan las costillas que se caen del hueso, la membrana tiene que desaparecer. Es posible que el carnicero ya la haya retirado, pero por si acaso, aquí te explicamos cómo hacerlo tú mismo.

Ingredientes de la receta Sinantomas

Algunas recetas indican que hay que hervir las costillas antes de hacerlas a la parrilla o al horno. El sancochado se realiza poniendo una olla con agua a punto de ebullición. Luego se sumergen las costillas en el agua durante tres o cuatro minutos. Hervir las costillas tiene sus pros y sus contras. Aunque es una cuestión de gusto personal, conviene saber por qué se hierven, cómo afectará a las costillas y qué alternativas se pueden utilizar.

  Receta de Jamón asado

Dado que las costillas son grasas, muchos cocineros optan por sancochar las costillas durante un breve periodo de tiempo o hervirlas durante un largo periodo de tiempo para ablandar la carne de las costillas. De este modo se elimina parte de la grasa superficial y también resulta más fácil quitar la piel interior de las costillas antes de asarlas. Este paso también sirve para acortar el tiempo de cocción. A continuación, las costillas se siguen cocinando a la parrilla o en el horno, normalmente con una salsa.

Algunas recetas cuecen las costillas a fuego lento durante más tiempo, por ejemplo una hora. Esto reducirá considerablemente el tiempo de cocción en la parrilla, y la cocción a fuego lento ablandará el tejido conjuntivo de la carne, dando como resultado unas costillas mucho más tiernas. Es importante cocer las costillas a fuego lento en lugar de hervirlas durante mucho tiempo. El calor de un hervor puede hacer que la carne quede dura.

Sinantomas receta kawaling pinoy

En última instancia, hervir o no las costillas antes de cocinarlas es una cuestión de gusto personal. Pero siempre ayuda saber por qué se hacen las cosas, para ayudarte a decidir si quieres incorporarlo a tu rutina o no.

La razón por la que se hierven las costillas antes de cocinarlas es sencilla. Este proceso ayuda a ablandar las costillas y las hace más jugosas. No sólo acorta significativamente el tiempo de cocción, sino que también ayuda a que la carne sea mucho más fácil de masticar.

  Receta de Chicharrones antioquenos

Como las costillas son bastante grasas y duras, mucha gente opta por hervirlas para ablandarlas, ya sea hirviéndolas brevemente o hirviéndolas durante más tiempo. De este modo, se elimina parte de la grasa, que pasa al agua, y se obtiene un costillar más magro. Al hervirlas, también es más fácil quitar la piel y las membranas del interior de las costillas antes de cocinarlas.

Algunas recetas exigen cocer las costillas un poco más, unos 60 minutos. De este modo, se reducirá considerablemente el tiempo de cocción una vez que las pongas en la parrilla. El tiempo de cocción a fuego lento ayuda a romper el tejido conjuntivo y la piel y resalta la ternura y el sabor.